Madrid se prepara para el gran apagón: «No queremos alarmar, pero la posibilidad existe»

foto 2021 12 16t124249 334

La Comunidad de Madrid quiere estar preparada ante la posibilidad de que se produzca un apagón a gran escala por el colapso del sistema energético. Por ello ha elaborado un plan que permita hacer frente a una eventual falta de suministros, tanto de luz, gas y agua, así como un desabastecimiento de productos de primera necesidad, como alimentos y componentes electrónicos.

«No queremos alarmar a la población, sino únicamente tener establecidas las bases y los protocolos de actuación para el supuesto de que se dieran este tipo emergencias para las cuales debemos estar preparados», ha señalado este miércoles el consejero de Presidencia, Justicia e Interior, Enrique López. «No es una idea descabellada», ha apostillado.

Lo primero que va a hacer el Ejecutivo de Isabel Díaz Ayuso es instar al Gobierno central a «activar los mecanismos necesarios» para hacer frente a «una crisis relacionada con el desabastecimiento energético» a escala estatal. En el caso de sus competencias autonómicas, va a elaborar una serie de recomendaciones «muy similares a las que se realizan ante las nevadas, hielos y olas de frío».

En concreto, se va a solicitar a las infraestructuras consideradas críticas y esenciales (hospitales, transporte público, alimentación comisarías…) que elaboren planes de contingencia con la adopción de «sistemas energéticos alternativos o complementarios«; se establecerá una grupo logístico de coordinación con las empresas de suministros; se elaborará un catálogo de medios y recursos a activar en caso de emergencia; y se identificarán albergues e instalaciones para la atención de personas desplazadas en riesgo.

Entre las recomendaciones específicas para la población, está la de proveerse de generadores eléctricos, baterías, pilas, velas, receptores analógicos de radio y alimentos básicos que no requieran conservación en frío. Para este acopio de materiales y víveres en la Comunidad de Madrid no han fijado un número de días concretos que deberían durar, pero sí apuntan que en naciones europeas en las que ya se han establecido medidas similares se ha previsto que la provisión dure para dos semanas.

Según el consejero de Presidencia, no hay «datos objetivos» de que se pueda producir el gran apagón «en un futuro inmediato», pero asegura que «la posibilidad existe y así lo han determinado países de la importancia y de la seriedad de Suiza, de Austria o de Alemania». Por ello, ha justificado la necesidad de «trabajar en lo que se llama adelantarse a los acontecimientos», preparándose para «cualquier circunstancia» y «esperando que nunca se produzca».

Llegado el caso, se activaría el Plan Territorial de Protección Civil de la Comunidad de Madrid (Platercam) como «pieza especial de importancia» para desarrollar las medidas previstas. El objetivo sería garantizar los servicios sanitarios y la atención psicosocial a la población afectada, además la garantía del abastecimiento «con especial atención al suministro de agua potable».

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are makes.